• Join our Email Club
  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.
Skip to Main Navigation Skip to Content
Menu

Los Asociados de la Misión Franciscana (FMA), ahora en su aniversario de 59 años de servicio a las misiones del mundo, es una organización de base espiritual con iniciativas de ayuda misionera en todo el mundo. Promueve la información y el interés por los misioneros y su gente, particularmente en las Misiones Franciscanas de América Central, pero también en los centros urbanos de los Estados Unidos y Canadá, así como en todos los continentes del mundo.

Encendido de una vela

Encendido de una vela

La ofrenda de una vela encendida ante nuestros altares y santuarios es un acto de oración a Dios, a nuestra bendita Madre o a los santos.

lea más +
Apoya nuestro trabajo: ¡Dona Ahora!

Apoya nuestro trabajo: ¡Dona Ahora!

Apoya la continuación de la Misión y el Sacerdocio de los Asociados de la Misión Franciscana para proveer asistencia espiritual y financiera.

lea más +
El Pan de San Antonio

El Pan de San Antonio

Esta devoción a San Antonio se remonta al siglo XIII. Es una fuente de muchos favores y gracias y es de gran ayuda para los pobres y necesitados.

lea más +
Envía tu petición de oración

Envía tu petición de oración

Envía tu solicitud de oración. Tus peticiones de oración serán colocadas en el altar para recordar en la misa.

lea más +

Santo del mes

St. Anne

St. Anne

Feast Day – July 26

The constant tradition of the Catholic Church gives us the name of Anne as the mother of the Blessed Virgin Mary, the Mother of our Lord, Jesus Christ. In speaking to St. Anne, we are talking about the grandmother of Jesus.

Anne, and her husband Joachim, to be sure are special persons in the Catholic calendar of saints. In the divine plan of salvation, Anne and Joachim were given special places in the chain of events that eventually led to the birth of Jesus in Bethlehem.

lea más +

Oración del mes

Dear St. Anne, you never tire of assisting those who recommend themselves to you.

Trusting not in our merits but in your powerful intercession, we request your help through this present day with all its duties and responsibilities, all its situation whether happy or anguishing.

And when tomorrow becomes today, assist us anew for God’s glory and our good. Amen.